CubaMinrex. Ministerio de Relaciones Exteriores de Cuba

  English   RSS Cubaminrex  

ArticulosInteres

EE. UU. RECORD EN FALTA DE ESCRÚPULOS

Por Elsa Claro

Primero fue un rumor furtivorecorriendo las calles de Bagdad. En un país ocupado se pueden ver fantasmas, que casi siempre resultan serreales. Pasado el tiempo no ha quedado más remedio que admitir que se sigue torturando en Iraq, que hay redadas nocturnas indiscriminadas o selectivas y que una imprecisa cifra de ciudadanos son víctimas de torturas, vejámenes o extorsión para salvar la vida.

No hago referencia a Abu Ghraib. Esa es carpeta cerrada tras reducirla a un par de juicios poco serios y limitados a los peces chicos del andamiaje militar norteamericano. Es otro caso, esta vez a cargodel aparto de seguridad interior iraquí… se supone.

Los sunníes tienen más de una razón para sospechar que las autoridades colocadas para darle cierto aire de legalidad a la ocupación, de ningún modo están capacitadas paraesclarecer este asunto de forma seria y honesta. Por eso piden una pesquisa internacional, desprejuiciada y sincera.

Parece que algo similar será necesario en lo que respecta a las cárceles secretas abiertas por la CIA en terceros países, algunos de ellos europeos. En este caso también lo que de inicio se supuso reciente y escaso, parece tener una extensa cadena de hechos y ninguno digno de ser exhibido como virtuoso.

Franco Fratini, comisario de la Unión Europea, encargado de atender el caso, dijo que carece de bases legales para pedirle a los gobiernos pruebas de que sus territorios no se usan como filiales del sistema penitenciario norteamericano, quiero decir, en calidad decómplices de secuestro, encarcelamiento arbitrario y sin asistencia legal, uso de la tortura o la definitiva desaparición de personas.

Cómodo eso de no tener capacidad reglamentada para investigar asunto tan serio, pero sobre todo es otra triste demostración de que quienes suelen criticar o exigirlo que supuestamente ellos respetan, son incapaces de practicar con el ejemplo o de mostrar todo el necesario celo si del poderoso amigo se trata. En ese camino pierden crédito y violan normas con las cuales están comprometidos.

El asunto es que en España, Suecia y Noruega, se comenzaron indagaciones, ejem-ejem,para por lo menos saber si les está fallando el sistema de protección antiterrorista pues se supone que deben tener ciertos controles en sus aeropuertos.

Investigaciones, testimonios y relatos de una prensa por momentos alborozada ante un tema caliente y en ocasiones procediendo a sacar la verdad del estercolero, dan cuenta de que en varias terminales aéreas estuvieron -incluso durante más de 24 horas- aviones estadounidenses con pasajeros que no tocaron tierra y cuyo origen y destino es un misterio.

Algo debe haberse filtrado cuando los servicios secretos españoles emitieron meses atrás un comunicado a Washington advirtiendo que ocurrirían incidentes diplomáticos con Madrid si durante una de esas estancias alguno de los anónimos viajeros sufría enfermedad o muerte. Delicados eufemismos de la nota oficial, todos modos muy reveladores.

El tema camina paralelo al del uso de fósforo blanco en Faluya durante la ofensiva norteamericana el año pasado. Pretendiendo confundir –arma vieja pero no gastada-portavoces del Pentágono dijeron que no existen convenciones internacionales que prohíban su uso. Falso. Sí hay un tratado (Convención de Armas Convencionales de 1980) para el no empleo de esa sustancia química explosiva capaz de quemar hasta el hueso sin destruir la ropa de la víctima. A lo mejor creen que los tratados no suscritos por EE. UU. no existen. Gran Bretaña, también usó este recurso en el 2003 en Basora.

Bush admitió que emplearon esa arma. Èl y sus altos mandos insisten en que no fue contraciviles, pero los organismos humanitarios iraquíes tienen pruebas de lo contrario. Ocultar las evidencias no es imposible pero sí difícil. Este recurso, familia o elemento base del Napalm, fue estrenado fatalmente en Corea en 1950 y despuésen otra guerra que no pudieronmantener al margen de lo notorio ni ganar tampoco: la de Viet Nam.

Supongo que la Casa Blanca de forma directa o tangencial logre envolver en las justificantes de este tema el empleode balas dum-dum en el asesinato del joven brasileño de Menezes. Londres dice que ese tipo de parque es legal, pero los textos al respecto de la ONU le contradicen.

Todo, (las cárceles fraudulentas, la tortura, los crímenes y el encubrimiento) son parte de la misma ausencia de ética que llevó a inventar motivos para invadir una nación y convertirla por la fuerza en depósito energético y negocio. Y es, penoso decirlo, síntoma de una historia que no ha llegado a su indigno fin.


 

<< Atrás

Copyright © Ministerio de Relaciones Exteriores

Escribir al WebmasterEscribir al Webmaster